Migrantes en el noreste de México y su vulnerabilidad ante el COVID-19

En el contexto de la cuarentena ocasionada por el efecto de la pandemia de COVID-19, diversos estados de México han visto alteradas sus dinámicas poblacionales, en este sentido se considera la situación de los migrantes como una población con alta vulnerabilidad de sufrir efectos a causa de este virus. En este sentido, un equipo de investigación de El Colegio de la Frontera Norte realizó el documento de contingencia “Migrantes en el noreste de México y su vulnerabilidad ante el COVID-19”.

Este documento señala que la población migrante ya se encontraba en vulnerabilidad, de manera general, a causa de la pobreza, una gran marginación social, una muy limitada protección por parte del estado mexicano, muy pocas oportunidades legales de movilidad, y, no pocas veces, la carencia de documentos que les permitan disfrutar más fácilmente de sus derechos y gozar de una menor exposición a la inseguridad y al crimen organizado. Ahora, la vulnerabilidad se agudiza porque son pocas las opciones que tienen para resguardarse y para aplicar las medidas de protección sanitarias frente al COVID-19.

Esta vulnerabilidad de los migrantes a la enfermedad es variable según su procedencia, su movilidad y rutas, sus lugares de estancia, y, entre otros factores, los recursos disponibles en cada lugar para darles la atención requerida.  La variación de las condiciones de los migrantes resalta de considerar la frontera noreste mexicana.  No basta estudiar la franja fronteriza para conocer la situación de un migrante que se ha visto atrapado por las exigencias de la cuarentena por el COVID-19. Se requiere estudiar también ciudades del interior del estado por concentrar éstas a grupos importantes de migrantes.  Entre otros casos, se dan los de las zonas metropolitanas de Monterrey, Nuevo León, y de Saltillo, Coahuila.  Tamaulipas, Coahuila y Nuevo León tienen además recursos y dinámicas diversas que no pueden ignorarse a la hora de considerar la situación de los migrantes en cada estado.

El propósito de este documento no se reduce a informar al público sobre la vulnerabilidad de la población migrante en el noreste por la contingencia del COVID-19. Busca además proponer líneas de acción en la política pública y los esfuerzos de organizaciones no gubernamentales.  Estas propuestas sirven para mejorar la respuesta del noreste ante la epidemia y contingencias futuras.

El documento  fue coordinado por Felipe J. Uribe Salas, Ma. del Socorro Arzaluz Solano y Oscar Misael Hernández-Hernández; y contó con la colaboración de Benjamin P. Bruce, Luis E. Calva Sánchez, Teresa E. Cueva Luna, Jesús Frausto Ortega, Alma L. Jiménez Rodríguez, Juan Felipe Mayo Carrillo, Juan Parra Ávila, Mario H. Rodríguez Palacios, Yetzi Rosales Martínez, Isabel C. Sánchez Rodríguez, Gustavo A. Vázquez Martínez, Blanca D. Vázquez Delgado, Arturo Zárate Ruiz.

El documento de contingencia “Migrantes en el noreste de México y su vulnerabilidad ante el COVID-19” se encuentra disponible para consulta en:
https://www.colef.mx/estudiosdeelcolef/migrantes-en-el-noreste-de-mexico-y-su-vulnerabilidad-ante-el-covid-19/