Jornada electoral México 2018

Jean Jacques-Rousseau dijo que “el derecho de voto es un derecho que nada ni nadie puede quitar a los ciudadanos”. Pero la realidad en México es que los y las ciudadanas en ocasiones prefieren no ejercer ese derecho, dejando que sean otros los que decidan el rumbo que tomará el país con cada elección.

En esta edición de El Correo Fronterizo entrevistamos al Dr. Víctor Alejandro Espinoza, Director del Departamento de Estudios de Administración Pública de El Colef, quien nos habló acerca de la jornada electoral del 1° de julio, los resultados y de la labor que realizó el Instituto Nacional Electoral (INE) en la tarea de elaborar los comicios de este año.

 

El Correo Fronterizo: Con una participación del 63% del padrón electoral ¿se puede decir que por fin se venció el abstencionismo en el país o sigue siendo un problema presente en la democracia de México?

Dr. Víctor Espinoza: Se venció el abstencionismo en esta elección, pero no podemos saber qué va a pasar en el futuro. Todas las elecciones presidenciales generan una gran expectativa entre la población, siempre aumenta considerablemente la participación. En este caso también se añadió la expectativa de qué iba a pasar, porque el promedio de las encuestas señalaba que muy probablemente ganaría un candidato de izquierda por primera vez en la historia del país. Si además le añadimos que había elecciones en 30 entidades federativas; podemos hablar entonces de que se conjugaron una serie de factores que llevaron a las personas a votar.

El futuro es muy difícil de prever, sobretodo con las elecciones intermedias federales que no despiertan expectativas entre los votantes. Esperemos que de aquí en adelante tengamos elecciones más participativas

 

El Correo Fronterizo: La victoria de Andrés Manuel López Obrador fue por  más del doble de votos obtenidos por Anaya y casi el triple que los de Meade ¿Qué podemos concluir de estos resultados?

Dr. Víctor Espinoza: Hay muchas cuestiones que debemos tomar en cuenta. Por un lado, el hartazgo de la población acerca de las políticas que se venían instrumentado en los últimos sexenios, los problemas de corrupción, inseguridad.

Lo anterior no explica todo, también el hecho de que participó un candidato como López Obrador que había trabajado intensamente en los últimos años con la población, la creación de MORENA, y una estructura territorial que no tuvo en las elecciones anteriores. Una estrategia muy bien diseñada sobretodo con un trabajo en redes muy bueno, donde destaca la figura de Tatiana Clouthier que supo ganarse el voto de los jóvenes, los cuales salieron a votar en gran cantidad.

También hay que mencionar que Anaya y Meade se enfocaron solo en criticar y denostar de manera sistemática a López Obrador, y a la postre esto se revirtió porque la población se hartó.

Confluyen muchas situaciones tanto estructurales como coyunturales, con errores de los otros candidatos que llevan al triunfo del candidato de MORENA con gran diferencia entre el segundo y tercer lugar.

 

El Correo Fronterizo: Con la jornada del domingo sin mayores contratiempos, el conteo del PREP y el resultado ¿cree usted que ahora los y las mexicanas tengan una mayor confianza en el INE?

Dr. Víctor Espinoza: Sin duda salió bien librado el Instituto Nacional Electoral. Cuando los resultados son así, como en 1994 o en el 2000, que la diferencia entre el primer y segundo lugar es tan grande no hay posibilidad de conflicto post-electoral o de cuestionar al árbitro (INE).

Todos esperaban un resultado así. Podemos ver como la economía el peso se apreció frente al dólar. Si hubieran sido unas elecciones disputadas como en 2006, si hubieran habido críticas hacia el órgano electoral.